sábado, 22 de octubre de 2016

Verduras - Propiedades y Beneficios

VERDURAS, SANAS Y DELICIOSAS

Las verduras se conocen como las partes comestibles de las plantas que se utilizan en la alimentación humana, las cuales pueden ser raíces, tallos, hojas, frutos y flores. El valor nutritivo de éstas es muy parecido al de las frutas, tienen un alto contenido de agua proveen principalmente vitaminas, minerales y cuando se consumen crudas son fuente de fibra.

Se consideran alimentos protectores y reguladores de las diferentes funciones que cumple nuestro organismo. Algunas verduras contienen carotenos, que son precursores de vitamina A, la cual es necesaria para crecer, para las funciones de la vista, ayuda a aprovechar las proteínas, protege contra infecciones y para mantener la salud de la piel, uñas y pelo.

Además los carotenos, tienen una función antioxidante para las células del cuerpo, lo que significa protección contra la destrucción de las mismas.

Las verduras de color verde intenso o amarillas son buena fuente de carotenos. Se recomienda que por lo menos una de ellas se incluya diariamente en la dieta para aportar una cantidad adecuada de este nutriente.

En los vegetales existen algunos compuestos llamados fitoquímicos que les otorgan sus colores característicos y ofrecen beneficios para la salud. Los fitoquímicos actúan en conjunto con las vitaminas, minerales y fibra que contienen las verduras, lo cual favorece la prevención de enfermedades como diabetes, hipertensión, cáncer y enfermedades del corazón.

¿Qué verduras consumir?

Una guía muy útil para saber si se están consumiendo todos los fitoquímicos y nutrientes es combinar siempre verduras de los cinco colores principales.

  • Azul-violeta: Col morada, berenjena, espárrago, cebolla morada.
  • Verde: Alcachofas, brocoli, col de bruselas, ejote, chícharos, col, apio, pepinos, lechuga, espinacas, chile, pimiento, chayote y calabacita.
  • Blanco: coliflor, jícama, cebolla, nabo, ajo y rábano.
  • Rojo-naranja: Zanahorias, pimiento rojo, calabaza, betabel, elote dulce, jitomate y flor de calabaza.
Al seleccionar las verduras se recomienda:
  • Escoger las de temporada o las que se producen en mayor cantidad en tu región, ya que son más baratas y de mejor calidad. Consulta en este sitio web información al respecto.
  • Observar su frescura mediante su color y textura firme.
  • Comprar de acuerdo al momento en que se van a utilizar. Si se va a emplear el mismo día o hasta tres días después, deben comprarse en su estado óptimo de madurez, si no, es preferible que estén un poco verdes.